FS Mariano Rico Cuéllar 3 – Auzoak Zierbena 4

Remar para morir en la orilla. Así se podría definir el partido que se vio este sábado en Santa Clara. El FS Mariano Rico hizo lo mas difícil, igualó el 0-3 con el que se fue Zierbena al descanso. Pero un gol a falta de veintinueve segundos echó por tierra el buen partido de los de Maroto. 

Gran partido el que se pudo ver entre cuellaranos y galipos con dos estilos de juego muy diferentes en el que se llevó el gato al agua el conjunto que estuvo más acertado de cara a puerta. El Mariano Rico volvió a tener mas y mejores ocasiones que su rival pero al final Zierbena aprovechó cada error para llevarse los tres puntos.

Desde el pitido inicial ambos equipos buscaron la portería rival y antes de que se cumpliera el segundo minuto el meta visitante, el mejor de los suyos, detenía un mano a mano de Campi. La respuesta vizcaína llegaba a renglón seguido por medio de Efrén en la que Cano estaba muy atento. No había tregua porque en la siguiente acción Julio estrellaba el esférico en el travesaño y el posterior rechace lo cazaba Piti pero David despejaba con apuros. El visitante Marcos se plantaba ante Cano que conseguía desviar el balón y en la siguiente jugada César con todo a favor remataba fuera en boca de gol en el minuto seis. Apenas unos segundos mas tarde un robo en la presión dejaba el balón en buena posición para el remate de Gonza pero de nuevo pegaba en el larguero. Markel y Segu la tenían para los vascos mientras que los cuellaranos perdonaban otra clarísima en un remate a bocajarro de Gonza que David abortaba con una gran intervención.

Así se llegaba al ecuador del primer acto, momento en el que Efrén colocaba el 0-1 aprovechando la endeblez defensiva local en un saque de esquina. Este gol hizo mucho daño a los locales que tres minutos después no perdonaban un fallo en la elaboración que permitía a Isra fusilar a Cano desde la frontal para anotar el 0-2. Campi pudo recortar distancias un minuto mas tarde al plantarse ante el meta visitante pero su remate salía rozando el palo. Los que no perdonaban eran los galipos que en el quince hacían el 0-3 por medio de Adri en otro fallo defensivo.

En el 16´ David robaba dentro del área pero el meta vasco estuvo muy atento para achicar espacios y detener el balón. Faltando dos minutos y medio los locales cometían la quinta falta lo que hizo bajar la defensa, lo que aprovechó en dos ocasiones Kike para hacer lucir a Cano con dos potentes disparos con los que se llegaba al intermedio.

La charla en el vestuario de Maroto reactivó al Mariano Rico que salió concienciado de que se podía dar la vuelta a la tortilla con una defensa y un desgaste físico enorme.

A los dos minutos Julio se iba de todos los defensas que le salieron al paso pero su remate no encontraba puerta. En el 23´ Javi por fin abría la lata en un fallo en la elaboración visitante que el de Cogeces no perdonaba. Este gol incremento la confianza local pero sus ganas a punto estuvieron de costarle un disgusto puesto que Abel pudo ampliar la renta vizcaína nada mas sacar de centro pero se encontró con Cano. El saque de una falta a nueve metros lo remataba David a bocajarro atajando el meta. Fue un minuto mas tarde cuando César de saque de banda hacía el 2-3. El acoso local era total y apenas permitía salir de su campo a Zierbena. Campi y Javi tuvieron el empate en sus botas y en el 32´ entre el portero y el poste evitaban el gol de Julio. En la acción siguiente Javi remataba un balón suelto dentro del área pero el esférico golpeaba en el guardameta. Efrén tuvo una de las pocas ocasiones de su equipo en este tramo deteniendo el meta local con apuros.

El público que se dio cita en Santa Clara alentaba a los suyos y volvía a quedarse con el ¡Uy! en los labios en un remate de Javi que golpeaba en un defensor haciendo una parábola que parecía que se colaba por la escuadra hasta que apareció David para sacar una mano providencial. El premio al esfuerzo local llegaba en el minuto 34 en una jugada individual de Davicillo con la que empataba el choque.

Un minuto después Piti enganchaba una espectacular volea que, por cuarta vez golpeaba en el palo. El visitante Marcos intentaba superar a Cano con una vaselina pero el meta cuellarano reaccionó con agilidad. Javi de tiro exterior volvía a poner en apuros la meta vasca.

Faltando algo mas de tres minutos el entrenador visitante optó por poner el portero jugador pero en la primera jugada Cano a punto estuvo de adelantar a los locales desde su campo. También Cano fue el protagonista de la siguiente jugada de peligro pero esta vez con una gran parada al segundo palo.

La mala suerte se volvía a cebar con los cuellaranos porque a falta de 29 segundos era un defensa local el que anotaba el 3-4 definitivo. Demasiado castigo para lo visto durante los cuarenta minutos de juego en el Municipal de Cuéllar como reconoció al final del encuentro el entrenador visitante.

Al FS Mariano Rico no le queda otra que mirar hacía delante y el siguiente compromiso será el próximo sábado a las 18:00, fecha en la que se desplaza a Pamplona para jugar en la cancha de la Agrupación Deportiva San Juan.

FS Mariano Rico Cuéllar: Cano, Gonza, Campi, Piti, Davicillo – cinco inicial – Julio, Javi, Chukito, David, César y Valco.

Zierbena: David, Ricky, Segura, Efrén, Kike – cinco inicial – Isra, Mikel, Adri, Markel, Abel, Marcos.

Árbitros: Castillejo Álvarez y García Goicoechea de Navarra. Amonestaron a Javi y David por los locales y a Kike y Abel por los visitantes.

Goles: 0-1 min 10 Efrén, 0-2 min 13 Isra, 0-3 min 15 Adri, 1-3 min 23 Javi, 2-3 min 27 César, 3-3 min 34 Davicillo y 3-4 min 39 pp.

Incidencias: unos 300 espectadores en el Municipal de Santa Clara.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *